Categorías
Blog

Control de aforo: por qué es necesario contar con un sistema de control de accesos actualmente

Controlar el número de personas que acceden a un negocio es un asunto de gran importancia pues permite cumplir con las medidas de seguridad legisladas, ayuda a controlar quién entra y sale del local, y aporta datos estadísticos que pueden ser muy interesantes para estrategias de marketing y control de ventas.

Instalar un control de aforo en el acceso del local es una medida que aportará muchos beneficios a una empresa. En la época actual, sumergidos en plena pandemia por el covid, es una necesidad disponer de un sistema de control de acceso para así gestionar el número de personas que pueden estar dentro de la tienda o local en cada momento.

Importancia del control de aforo por el covid

Para poder controlar los contagios y luchar contra la pandemia causada por el covid-19 los gobiernos y autoridades sanitarias han implementado una serie de normativas relacionadas con el distanciamiento social y la reunión de personas. Entre estas medidas restrictivas se encuentra la delimitación de un aforo máximo por negocio, dependiendo de su superficie o tipo. 

control de aforo para empresas

Un sistema para controlar el acceso a un local comercial permite garantizar que el número de personas dentro del mismo nunca sobrepase el máximo establecido. De esta forma se evitan los contagios a la vez que se cumple con la normativa vigente al respecto de cada momento, evitando posibles multas o sanciones. 

Este tipo de sistemas pueden instalarse en puertas o tornos y solo dejar acceso automáticamente cuando el aforo no esté completo. También se puede indicar en pantallas para que los clientes que esperan su turno de acceso puedan saber cuántas personas hay dentro de la tienda, y cuándo les toca acceder a ellos.

En los grandes centros comerciales o zonas donde la afluencia de clientes es muy elevada, un control de aforo permite llevar un mejor control del acceso a las instalaciones del negocio de forma seguraliberando de ese trabajo a los empleados, que pueden dedicarse a realizar sus funciones habituales de atención, reposición o venta, entre otras.

Alternativas para abrir las puertas de forma segura

Las principales ventajas de instalar un control de aforo en un negocio

ventajas control de aforo

Evita la masificación

Con un control de accesos se evita que los locales se masifiquen. Si un local se llena con más personas de las permitidas, pueden surgir distintos riesgos de seguridad, no solo en términos sanitarios, también será más difícil detectar posibles robos o hurtos y otros problemas.

A pesar de que las empresas siempre quieren que sus negocios sean visitados por muchas personas, la masificación nunca es buena, ya que acarrea consecuencias negativas, tanto para el propio negocio, como para sus clientes.

Mejora la experiencia del cliente

Los propios clientes acaban prefiriendo los negocios donde es posible acceder con un sistema controlado de accesos, ya que mejora su experiencia de compra o disfrute del servicio. Por un lado, no tendrán que lidiar con masificaciones a la hora de entrar o moverse por el espacio, y por otro, se sentirán menos agobiados y más relajados, lo que aumenta la posibilidad de que se produzcan ventas o de que vuelvan en otra ocasión.

Facilita el trabajo del personal

Los trabajadores tienen una serie de funciones definidas dentro del negocio. Si a ello sumamos la tarea de estar controlando cuántas personas hay en la tienda, o quién puede entrar en cada momento, probablemente acabarán sobrecargados y no podrán realizar su labor principal de asesoramiento y ventas de la mejor forma posible.

Con un control de aforo, el sistema se encarga de forma automática de conceder acceso a las personas que esperan la entrada cuando el aforo permite nuevos accesos. De esta forma los empleados se podrán centrar en su trabajo y realizar funciones que generen valor.

Cumple con la normativa en seguridad

Las normativas de seguridad en cuanto al acceso a un negocio vienen definidas, principalmente, por los metros cuadrados que tenga el local. Con un control de acceso se garantiza que esta cifra máxima de ocupación del negocio nunca se sobrepase, consiguiendo que la seguridad de los clientes no se vea expuesta, y evitando posibles sanciones al respecto al control de acceso que marca la ley.

Permite acceder a estadísticas de acceso

Los sistemas de control de aforo guardan los datos de todas las entradas y salidas al negocio. El estudio y análisis de toda esta información permite al negocio tomar medidas para poder mejorar sus estrategias, como por ejemplo saber los horarios de máxima afluencia de público o comparar el número de tickets de caja con las personas que han entrado.

Negocios y locales donde es necesario tener un control de aforo

Podemos establecer tres tipos distintos de locales donde es indispensable la implementación de un sistema de control de aforos, todos ellos directamente relacionados con un gran tránsito de personas.

negocios control de aforo

Locales recreativos

Se trata de locales donde se realizan espectáculos o se practican actividades de ocio. Este tipo de negocios necesitan controlar su acceso de forma precisa por dos motivos fundamentales. En primer lugar, para evitar masificaciones que puedan producir accidentes o riesgos en la seguridad, y para poder dejar acceso al número de persona óptimos que puedan practicar o disfrutar de los eventos o espectáculos.

Entre estos tipos de negocios podemos incluir a los cines y teatros, salas de fiestas, discotecas y salones de eventos, parques de atracciones, casinos, gimnasios y centros deportivos cerrados.

Locales comerciales

Son los negocios que se dedican al comercio, como pueden ser restaurantes, cafeterías y otros negocios de restauración, tiendas de todo tipo de artículos, etc. Con la situación actual, este tipo de negocios que no suelen ser de grandes dimensiones necesitan del uso de un control de aforo para poder garantizar la seguridad de las personas.

Centros de trabajo

En los centros de trabajo acuden muchas personas diariamente a realizar sus tareas laborales por lo que el control de acceso es el mejor sistema para ayudar a que entren y salgan de forma rápida y eficiente, se eviten riesgos de seguridad y se disponga de un control de quién y cuándo ha entrado o salido.

Entre los centros de trabajo podemos encontrar oficinas de empresa, hospitales, bibliotecas, museos, centros de formación o asociaciones de vecinos y culturales, entre otros.

¿Qué sistemas de control de accesos puedes utilizar según el establecimiento?

Dependiendo del tipo de establecimiento o negocio la implementación de un sistema de control de aforo puede variar.

En el caso de teatros, salas de concierto, cines y otros negocios similares, que destacan por una gran afluencia de público en momentos puntuales, lo ideal es instalar tornos automáticos que vayan dejando pasar a las personas de forma controlada, e impidiendo el acceso a aquellos que no cuenten con autorización y entrada. De esta forma se podrá delimitar cuántas personas entran por sesión, evitando incumplir el aforo que marca la ley.

En los accesos a las zonas de estacionamiento o parking de una empresa, los controles de acceso con barreras automáticas son la mejor opción. De esta forma se podrá acceder sin necesidad de bajar del vehículo haciendo uso de un dispositivo móvil vía Bluetooth, que no necesita internet para funcionar (algo muy importante porque no suele llegar la conexión wifi a los garajes o subterráneos).

En centros de trabajo, el control de acceso para las distintas puertas del negocio es una gran alternativa. De esta forma se puede dar distinto nivel de acceso a los empleados a las diferentes zonas de la empresa. También servirán como control de horarios para que los empleados fichen automáticamente a la entrada y salida, cumpliendo con la legislación en cuanto a control de la jornada laboral.

Los controles de acceso más modernos y sofisticados cuentan con un gran número de funcionalidades que son muy útiles para un negocio. Entre ellas se pueden destacar:

  • Gestión de múltiples accesos.
  • Control de usuarios sin límite.
  • Creación de grupos o perfiles de acceso para poder asignar a los usuarios.
  • Gestión y control de horarios.
  • Registros de acceso (apertura y cierre).
  • Acceso automatizado por app móvil (sin necesidad de contacto para huella dactilar o uso de tarjeta de acceso).
  • Control desde plataforma web.
control de aforo de personas